12 septiembre 2010

Suave como el terciopelo de Alexander Carrie

"Con sus interminables piernas y su exuberante melena rubia, Lacey Longwood era la fantasía de todo hombre... y la pesadilla de Alec Danieli, porque no podía tocarla y seguir siendo su guardaespaldas.
Lacey no estaba contenta con la situación. No estaba acostumbrada a recibir órdenes, ni a que la rechazaban cuando deseaba tan intensamente como deseaba a aquel ex-marine de mirada ardiente y penetrante. Alec era tan sensual como el terciopelo negro... y Lacey era, a fin de cuentas, la mujer de terciopelo negro."

Me gusto mucho. Hay mucha quimica entre los protras aunque a veces dan ganas de ahorcarlos.

2 comentarios:

  1. Me gusta la trama, pero me gustaría saber porque quieres ahorcarlos ja ja!! se ve bastante intensa me da la impresión ! buena semana !

    ResponderEliminar
  2. Suena bien.
    Y sí, ana, ¿por qué te dan ganas de ahorcarlos? :-?

    ResponderEliminar